Qué esperar durante una IRM

Las imágenes por resonancia magnética (IRM) emplean ondas de radio y un intenso campo magnético para crear imágenes detalladas de los órganos y tejidos internos.

Antes de su IRM

Las imágenes por resonancia magnética (IRM) usan potentes imanes que pueden hacer que el metal en su cuerpo se mueva. Al programar su prueba de IRM, se le harán varias preguntas acerca de su historial médico. Su técnico puede preguntarle sobre:

  • Cualquier cirugía anterior que haya tenido
  • Si tiene un marcapasos u otros implantes
  • Cualquier tatuaje o esquirla de metal que tenga

El técnico también tendrá que saber si está o puede estar embarazada y si tiene claustrofobia Es posible que tenga que realizarse análisis de laboratorio, para ver qué tan bien están funcionando sus riñones. Algunos estudios pueden requerir una inyección de material de contraste.

Llegue al menos 30 minutos antes de su prueba. Tendrá que quitarse cualquier joya u objeto metálico, incluido maquillaje que pueda contener alguna cantidad de metal.

Descargue nuestro formulario de evaluación previa y consentimiento para IRM antes de su cita.

Durante su IRM

También es posible que tenga que usar una bata de hospital. Para algunas pruebas, quizás se le inyecte un agente de contraste para ayudar a mejorar la imagen generada por el escaneo. Para el procedimiento, simplemente tiene que acostarse sobre una plataforma que se desliza hacia el imán.

Después de su IRM

Puede retomar sus actividades normales de inmediato. Si se le suministró un agente de contraste, su cuerpo lo evacuará de manera natural. Comuníquese con su médico para hablar sobre los resultados de su prueba.